Fernando I de Bulgaria

From Inciclopedia
Jump to navigation Jump to search
Castillo Disney.png
Fernando I de Bulgaria
BanderaBulgaria.png
Fernando I de Bulgaria.png
Escudobulgaria.png
Zar de Bulgaria
y ningún territorio anexo
Reinado o lo que sea Desde que corrieron a su tío hasta que lo corrieron a él
Residencia Chupando impuestos de alemanes
Hechos No conquistar nada de lo que se propuso
Predecesor Sucesor
Alejandro I
Boris III
Personal
Nombre de verdad Ferdinando el 1
Nacimiento Defunción Siglo XIX
Siglo XX
Casa Irreal Casa de Sajonia-Coburgo y Gotha.png
Casa de Sajonia-Coburgo y Gotha
Estado actual Acostándose con todes
Familia No muy conocida
Relaciones Con quien estuviera enfrente
Enemigos Los aliados y la triple entente, pero también Macedonia


Fernando I de Bulgaria (Fernando, el Bulgar según La Ladrona), fue príncipe, esposo y más tarde zar de Bulgaria. Se le reconoce mayoritariamente por gustar de mozos y mozas por igual, también por declarar la mayoría de edad a su reino y por fin salirse de la casa del viejo Imperio Otomano. Participó junto con las Potencias centrales durante la Primera Guerra Mundial, lo que en ese momento parecía una buena idea, pero que viéndolo ahora, fue mala idea. Vivió comiendo mozos y mozas en el exilio hasta su muerte.

Biografía[edit]

Era austriaco, pues nació en la tierra del jamón vienés, de la Casa de Sajonia-Coburgo y Gotha, realmente tenía relación con las casas reales pues todos los miembros de las casas reales eran de la misma familia y tenían relaciones (sepsuales) entre ellos. Destacan que era nieto del Primer Rey de los Belgas, sobrino de Victoria del Reino Hundido (Victorious para los amigos), nieto del último rey de Francia y primo de otros tantísimos condes, duques y príncipes europeos incestuosos.

A los 26 años fue proclamado príncipe regente, tras la abdicación de su tío Alex 1, pero como en Bélgica la mayoría de edad era hasta los 50 años, tuvo que esperar para ser rey. Mientras tanto el gobierno lo dirigió el que amablemente (con base en la violencia) logró que su tío abdicara, un ruso que impulsó que Rusia hiciera sus cosas rusas con el país.

Aunque no podía gobernar, sí podía quedarse con las ganas de invadir los Balcanes y de ver a Macedonia, deseándola de lejos, porque Rusia y el Imperio Austrohúngaro habían acordado que ese territorio se quedara tal como estaba. Para liberar tensiones Fernando comenzó a visitar muchachas, para la moda francesa del Ménage à trois, pero cuando un guardia lo atacó por la retaguardia por accidente, le gustó, y comenzó a visitar muchachos por aparte sin dejar a las mujeres, era un príncipe muy ambicioso.

Reinado[edit]

Un día de 1908 Bulgaria se independizó del Imperio Otomano y Fernando fue coronado Zar, porque no le gustaba el título de Rey que se oía fuera de moda. Ese mismo día y por el motivo de su coronación Austria-Hungría decidió anexarse a Bosnia, cuando el nuevo zar preguntó qué tenía que ver esa anexión con su coronación nadie le supo responder, incluso ahora nadie lo sabe. De todos modos, tanto los austrohúngaros como el Imperio Ruso querían algo más que una amistad con el nuevo reino de Bulgaria, éste los dejó a los dos en visto.

Ahora con el poder de invadir Macedonia... No lo hizo, pero sí intentó invadir Constantinopla (Estambul), cosa que no hizo tampoco, al final se conformó con invadir Serbia que era más fácil, con el resultado de que Bulgaria fue derrotada y humillada por la poderosa coalición Serbia-Grecia-Rumania que se volvieron amiguis gracias a Fernando (véase Guerras balcánicas para desinformarse más).

Primera Guerra Mundial[edit]

Los imperios centrales le ofrecieron a Fernando I unirse para invadir Serbia, pero ahora sí lo iban a ayudar, no sólo burlarse de lejos, Fernando ya no quería, entonces los imperios centrales le hicieron una segunda oferta, o invadían Serbia entre todos, o la triple entente invadía Bulgaria y después Serbia. Gracias a tan magníficas negociaciones Fernando accedió.

Mientras su ejército atacaba, el zar por el otro lado intentaba hacer la paz con los aliados. Sin contar que dentro de su propio territorio intentaron copiar la Revolución rusa de 1917, sin tanto vodka, pero sí con armas y cuchillos. Fernando ya conocía los spoilers de cómo habían terminado los Romanov, decidió abdicar a favor de su hijo Boris III diciendo al pueblo: "no me fusilen, tengo un hijo, fusílenlo a él".

Exilio y muerte[edit]

Después de su abdicación, Fernando se retiró a Alemania, donde se dedicó a vivir como sanguijuela del estado ganándole juicios y chupándoles recursos públicos, además de disfrutar de las mozas y los mozos germanos, entre ellos un adorable muchacho de bigotito tipo Chaplin, llamado Adolf Hitler, una señorita llamada Eva Braun y a un no tan joven Siegfried Wagner en una de sus orgías prepago, allí se conocieron estos tres personajes y se casaron, aunque para la historia heterosexual se toma sólo en cuenta el matrimonio de Adolf con Eva y omiten a Siegfried.

Fernando había estado disfrutando sus castillos, lujos y posesiones mal habidos, también en la reciente creada Checoslovaquia. Entre otras de sus ocupaciones estaban los pájaros, viajó a congresos de Sudamérica, África oriental y Egipto donde disfrutaba el amor de todo aquel/aquella que se encontrara en su camino, siempre declarando que iba a congresos de ornitología. En 1930 abandonó fugazmente su retiro para asistir a la boda de su hijo Boris con Juana de Cebolla, en la que apareció vestido de carbonero, el ave nacional búlgara, un uniforme que confesó haber diseñado para sí mismo.

Su hijo mayor y sucesor, Boris III, murió en circunstancias misteriosas después del regreso de una visita a Adolf Hitler en 1943, dicen que se quería salir de la Segunda Guerra Mundial rompiendo una relación tóxica con el Fürer, pero sabemos que al bigotito nadie lo abandona. Su nieto Simeón II sucedió a su padre, y sobrevivió a la Guerra y también a los comunistas que consideraban que alguien con un nombre como Simeón no debía gobernar porque podían hacer chistes sobre la orina con su nombre, lo corrieron e instauraron una república.

Falleció en 1948 después de una sexosa y provechosa vida de rey.

Véase también[edit]