Adolf Hitler

From Inciclopedia
Jump to navigation Jump to search
Adolf Hitler Schicklgruber
Führer de la Paz Mundial
BanderaAlemania Nazi.png
Hitlerbalakala.gif
No veas la marcha que tiene el nota.
Escudo Nazi.png
Führer del Dritteßreichensenland
Mandato Lo suficiente para iniciar y perder la Segunda Guerra Mundial
Residencia En un bunker
Segundo Joseph Blatter Joseph Goebbels
Hechos Uso del genocidio para conseguir la paz mundial e ideas para la decoración de interiores
Anterior Siguiente
Paul von Dirigible Hindenburg
Joseph Goebbels
Personal
Nacimiento Defunción BanderaImperio Austrohúngaro.png 1889 en el dulce pueblo de Braunau am Inn, Alta Austria, Imperio Austrohúngaro
BanderaAlemania Nazi.png 1945 Las ruinas de Berlín
Afiliación Nazionalsocialismo del amor y la tolerancia
Estado actual En proceso de reencarnación
Relaciones Benito
Paquito
(véase: Los Tres Cerditos)
Enemigos Con los judíos
Cita3.pngLos que se han encontrado con Herr Hitler cara a cara en asuntos públicos o en términos sociales han podido apreciar que se trata de un político altamente competente, ponderado, bien informado, de modales agradables y una desarmante sonrisa.Cita4.png
Winston Churchill sobre Adolf Hitler, un día en que estaba más drogado de la cuenta.
Cita3.pngHitler es un hombre extraordinario. Moderado, sensible, humanista y lleno de grandes ideas.Cita4.png
Francisco Franco a Pedro Teotónio Pereira en 1940, después de fumar lo mismo que Winston.
Cita3.png¡Aghh, mierda! ¡No otra vez! ¡Quiero que me traigan a Fegelein! ¡FEGELEIN! ¡FEGELEIN! ¡FEGELEIN!Cita4.png
Adolf Hitler cuando Hermann Fegelein se acabó todo el papel higiénico de la Cancillería.
Cita3.pngTener pelo negro es de negro.Cita4.png
Adolf Hitler hablando sobre la verdadera raza aria.

San Adolfo de Jesús Hitler (del inglés Hit y el sufijo -ler, o sea, "el golpea ler"), mejor conocido como Adolfito, Chespirito o "Mi Führer" por las féminas, fue un pintor, poeta, músico, principal responsable de la fundación de Israel, defensor de los derechos de los animales, activista contra el tabaco y las armas de fuego, candidato al Premio Nobel de la Paz en 1938, veterano condecorado de la Primera Guerra Mundial, filántropo y gran benefactor de la humanidad que intentó, entre otras muestras de altruismo, acabar simultáneamente con el problema de hambre en el mundo y el de sobrepoblación matando a cualquier cosa circuncidada que se moviera. Su figura fue posteriormente demonizada por los demócratas, quienes, rencorosos, se niegan a reconocer sus actos altruistas. Pero siempre será recordado por su noble intento de salvar a la humanidad de tener que pensar en gobernarse a si misma y por ser el miembro más importante tanto del fascismo como de la asociación polaca de estilistas.

Nacimiento y juventud

Una vez, cuando tenía ocho años, Hitler ganó un concurso y se transformó en el nuevo rostro de los chocolates Kinder.

Adolfito o Dolfy (así lo llamaban de pequeño) nació en el pequeño y verde pueblo de Anghschwsteissentertenkuhtalenteschwissen en Austria, en el seno de una familia de judíos ortodoxo-nazi-neoliberales en el año 1889 del calendario gregomahometano. Su madre era ciega, y su padre un sordomudo inválido que tenía que guardar cama (concretamente la cama la guardaba en la despensa trancada con llave).

Hitler era un niño ignorado al que absolutamente nadie entendía (quizás por alguna razón de sordera, problema de idiomas o sobrepeso).En esta Alemania de Amstetten y etc en que cada uno mira para si, Hitler pensó aunque mal en los demás y fue visto consecuentemente como un gran mesías alemán entre el belicoso pordiosero e ignorado, por alguna aventura militar pueblo cercado germánico-alemán.

El pequeño Adolf a los 15 años

Cuando Adolfito tenía 13 años, sufrió uno de sus mayores traumas. La ciega de su madre vió con malos ojos que le estuviera metiendo una paliza al vecino de al lado. Cuando su inválido y sordomudo padre llegó a casa, escuchó lo sucedido y entonces decidieron dejarle sin la cena del mediodía y la tiraron a a la basura. Adolfito, no pudo soportar tal visión y juró vengarse y eliminar el hambre en el mundo.

Para empezar la cosa quiso ser militar, pero viendo el antisemitismo reinante (además del tradicional germanismo individualista) y que su madre era de ascendencia judía, se dio cuenta que no hubiese llegado todo lo lejos que quería (por eso centró su gobierno en ayudar a los judíos a ser respetados en la comunidad Alemana). Como no le podían dar lo que quería o no lo querían directamente lo enviaron a casa de su tía. Su tío político llevaba una agencia de repuestos y manipulación de piezas de automóviles llamada KubelWagen, Alemanautos DeutscheAuto, sufrió un duro cautiverio en una antigua guarida excavada el la roca (reconvertida en bodeguilla de Felipe González) un antiguo escondrijo de la guerra franco-prusiana, anejo a un garaje lleno de carruajes antiguos de camuflaje de su tío "carnal" con el colaboraba laboralmente (pseudo esclavismo káiser-victoriano).

Cita3.png Era joven y necesitaba dinero Cita4.png
Hitler sobre esa vez que posó para Playboy.

Entonces, lejos de seguir aguantando la situación huyó a la Gloriosa Vieja Viena "Imperial" (¿de qué?) como vagabundo chapero. Ya aquí quiso imitar pictóricamente todos los rascacielos que veía y le impresionaban porque desde su paleto pueblo no veia cosa igual, mientras se autofinanciaba acompañando a viejas damas a la opera, o se travestía con lujosas pieles de oso (pardo) y leotardo (de ahí le vendría la mesiánica idea de las camisas pardas), que sorprendían a todos, incluido el inolvidable viejo sifilítico, multiorgiástico y bacanal, Gustav Klimt Malkovich, al que inspiró para pintar distinguidas peludas narigudas (y meter mucha orfebrería y pan de oro para compensar disimular su imponente belleza hebraica).

Hitler como Artista

Una de las facetas menos conocidas de nuestro amado Führer es que a él le encantaba pintar, era todo un Artista, tanto asi que un día se inspiro en las cosas más hermosas de la vida y pinto los cuadros más bellos que la humanidad haya presenciado. Al poco rato Hitler se entero que tenia un don y ese era el Arte. Hitler se dirigió muy entusiasmado desde Múnich hasta Viena a pie, para presentar sus cuadros en la Escuela de Bellas Artes de Viena.

Lamentablemente el director de la escuela de arte era tremendo envidioso y cuando vio las hermosas pinturas de Hitler quedo horrorizado, porque nunca en su vida había visto unos cuadros tan bellos. Inmediatamente el director sintió envidia de nuestro héroe y le prohibió a Adolf ingresar a Bellas Artes, si no cambiaba el trasfondo de Paisajes y Amor que trasmitían los cuadros, por este motivo Hitler se propuso dibujar cuadros que representasen los horrores que podían acontecer si se desataba una Gran Guerra, para hacer que las personas tomen consciencia de la Paz Armada y de este modo evitar que los países se atacaran entre sí, salvando al mundo de una futura autodestrucción. Claro, no lo logró, pero hizo más que por evitarlo, maldito vago.

Putsch de Münich

El ser rechazado fue algo que Hitler nunca olvidó. Prometió que libraría al mundo de la represión demócrata (pues el director era un burro y Hitler pensó que era por estar afiliado al Partido Demócrata por lo de su símbolo y tal), así que nada más salir de Viena, intentó dar un golpe de estado ya que le cuadraba de pasar por el parlamento en el camino hacia su casa. Lamentablemente, como los parlamentarios aún no habían llegado al congreso, el golpe fue un fracaso. Para colmo, un policía lo llevo preso por fumar un cigarrillo fuera de su lugar de trabajo. Tantos fracasos en un día llevaron a Hitler a realizar una profunda reflexión. Comenzaba la vida política de Hitler y por tanto su labor para con la humanidad.

Arreglando el mundo

Adolfo Hitler sujeto de una broma. El soldado que se atrevió a abalanzarse sobre él, fue recompensado con el gran honor de inaugurar la primera cámara de gas.

Como Hitler no conseguía dar un golpe de estado en el parlamento (lo intentó una segunda vez, pero cuando llegó los parlamentarios se habían ido al bar, por lo que Hitler fracasó de nuevo) decidió atacarles con su propia arma. Con la excusa de "Payooo, dame un eurooo que tengo que coger el autobúuus.", consiguió recopilar dinero suficiente para comprarse ropa de demócrata.

Hecho esto, se presentó a las elecciones y las perdió, pero convenció al presidente de decir que (Hitler) ganó, usando a su favor la demencia senil del viejo. Había vencido a la democracia mintiendo y manipulando como un cosaco usando la democracia.

Apenas asumió como canciller y posterior Führer, Hitler comenzó a mejorar el mundo. Vio que la sociedad estaba muy desestructurada, así que decidió clasificar a los ciudadanos:

The Hitler Channel, el canal oficial del III Reich.
  • Si eras judío se te pondría un brazalete con una estrella ninja.
  • Si eras gitano se te ponía un brazalete con la cara de la gitana de El Jorobado de Notre-Dame.
  • Si eras comunista no se te ponía ningún brazalete pero todos te miraban feo.
  • Si eras homosexual se te colocaría un brazalete con un corazón rosa.
  • Si eras un desecho se te pondría un brazalete con el símbolo de reciclaje.
  • Si eras un inválido que había perdido los brazos, igualmente se buscaría el brazo donde lo perdiste para ponerle un brazalete.
  • Si eras Friki se te impondría un brazalete con un círculo, una cruz, un triángulo y un cuadrado.
  • Si no tenías ninguna peculiaridad se te ponía un brazo blanco.

Pronto empezó a ver los principales problemas de la humanidad; para frenar el alarmante paro, decidió ampliar el ejército (contribuyendo así a que la superpoblación no fuera problema) y así de paso decidió aprovechar y derrocar a la malvada democracia, culpable de todos los males de la humanidad. Por si fuera poco, Hitler quiso acabar con el problema del hambre de una vez por todas y llegó a la conclusión de que el problema era que había demasiada gente; por tanto, se impusieron unos cánones y todo aquel que no los cumpliera, sería exterminado. Otra medida que tomó, que fue muy discutida en ese tiempo, fue la creación del programa de alimentación universal que constaba del procesamiento de judíos a traves de hornos y convertirlos en galletitas con forma de cruz torcida, conocidas como naz-o-cookies. Tan efectivas fueron las medidas que quienes se les aplicaron ya nunca más tendrían hambre. Había nacido el nazismo.

Este eficiente sistema permitió ampliar la productividad de los seres humanos, por lo que Alemania pronto se quedó pequeña para tanta gente. Hitler decidió entonces anexionarse los países vecinos: cogió la carreta, la llenó de panfletos y se fue a las principales ciudades de esos países a pregonar su sistema político. Gracias a sus dotes de orador, la población se mostró entusiasmada y no opuso resistencia. En 1923 fue investido por designación en 1924 digital presidente de Israel, cargo que ostentó hasta 1932, cuando fue sucedido por un señor que pasaba por allí.

Hitler celebrando la conquista de Polonia.
Hitler declarando la guerra al país de las sandías

Uno de estos países anexados pacíficamente fue Polonia, pero los ignorantes pueblos demócratas del resto del mundo no vieron con buenos ojos estas acciones y se levantaron en armas contra el gobierno de Adolf Hitler, dado que no tenían nada mejor que hacer.

Tuvo lugar, entonces, una cruenta guerra que duró casi seis años, donde millones de alemanes fueron asesinados sin piedad alguna. Aunque al principio, Alemania parecía tener la sartén por el mango, la irrupción de la Unión Soviética cambió la inclinación de la balanza (lógico teniendo en cuenta el volumen de población de la Unión, y por tanto el peso que supondrían estos en cualquier balanza), y mientras le daba la vuelta a la tortilla, se le fue la mano y la tortilla cayó al suelo. Se cree que los motivos de la intromisión de este país en la guerra se deben a que el presidente de la Unión Soviética le pidió la hora a un ciudadano alemán residente en el país y éste, al responderle, le escupió sin querer en la cara, lo cual no le sentó nada bien al presidente soviético y se cabreó mucho.

Por si fuera poco, además de la entrada de los Llunaited Esteits en la guerra, Hitler también tuvo que hacerse cargo de ayudar a las pocas naciones que apoyaban su sistema político, que se hallaban solas frente a los otros países, quienes querían imponer su democracia nuevamente en los países que Hitler había liberado en la guerra. Además de eso, tenía que gastar dinero en ayudar a otros países que no tenían nada que ver pero necesitaban ayuda económica y social como Tuvalu Ulterior, la única nación que se mantuvo nazista después de la guerra, al ver los extraordinarios milagros de este sistema.

Fin de la época dorada

Los traumas que le causó la democracia tuvieron tal gravedad que Hitler no pudo volver sonreír nunca más.

Adolf Hitler murió ahogado en el año 1945 al atragantarse con un espaguetti mientras comía pacíficamente en su búnker. Según algunos su muerte fue realmente un envenenamiento, pues el plato que Adolfito estaba comiendo era pollo a la brasa, plato que no lleva espaguetis. De todas maneras, sus enemigos aprovecharon este momento de debilidad del pueblo alemán y ganaron la guerra de pura suerte. Muchos ciudadanos lloraron su muerte mientras la democracia era impuesta apresuradamente en toda Europa y parte del extranjero. Este sistema se sigue manteniendo hasta nuestros tiempos, aunque afortunadamente, todavía quedan fascistas en el mundo que quiere hacer de la tierra un lugar mejor.

Hechos y datos importantes en la vida de Adolf Hitler

  • Cuando Hitler nació, salió en todos los periódicos nacionales por ser el primer niño que nacía con bigote.
  • Cuando Hitler tenía 17 años, le gustaba una chica del Instituto; le pidió para salir y ésta le dijo que no. Hitler todavía se acordaba de ella, años más tarde, cuando firmó su sentencia de muerte durante el programa de acabar con el hambre en el mundo.
  • Una vez, Hitler intentó afeitarse el bigote. Tuvo que tirar todas las cuchillas a la basura porque ninguna soportó tal dureza en el pelo.
  • Es mentira que Hitler fuera una persona vengativa; de hecho perdonó al médico judío que no pudo salvar a su madre, aunque fue después de que este hubiera sido torturado y gaseado en Auschwitz; si mandó matar a los que le robaron los zapatos en su juventud (por ejemplo) fue pura casualidad. Los verdaderos motivos se hallan en su campaña contra el hambre.
  • Se dice que maldijo a muerte a todo aquel que no fuese de sangre aria, pelo rubio y alto. Quizá por esa misma maldición se ahogó con el espaguetti.
  • Las últimas palabras de Hitler antes de morir fueron "¡Arghhhhh!", que puede traducirse como "Volveré".
  • El aliento de Hitler era tan tóxico que fue usado como sustituto del Zyklon B durante el Holocausto.
  • Tenía un solo testículo, por eso nunca quiso tener hijos con ni con Eva Braun ni con su perra Blondi.

Amiguetes (卐)

Uno de los tantos amigos de Hitler.

¿Sabías qué...

Cita3.png¡Gracias por Polonia, bitch!Cita4.png
Stalin
  • ... Hitler se suicidó con 50 años, pero murió a la edad de 64?
  • ... la teoría del suicidio de Hitler está avalada por la cuenta que le envió la compañía de gas al búnker?
  • ... el matrimonio de Hitler con Eva Braun no fue más que un simple recurso de marketing para aumentar la venta de batidoras e incrementar así el consumo de puré de judías?
  • ... Hitler nunca murió, sino que se escondió con en la misma isla que Elvis, 2pac y Michael Jackson?
  • ... Hitler tenía sangre judía... en un frasquito bajo la almohada?
  • ... Hitler también tenia un gato llamado Kitler?
  • ... su bigote nunca pudo darle el abrigo que necesitaba?

Véase también

Enlaces

Incitables1.png
Incitables alberga una colección de frases célebres de o sobre Adolf Hitler
Presidente de Alemania
Precedido por:
Paul von Hindenburg
Adolf Hitler
1933-1945
Sucedido por:
Joseph Goebbels


Cervantes.jpg

Artículo destacado

Este artículo ha sido destacado en la Portada por decisión popular.

Los rumores sugieren que sus autores fueron instruidos
por el mismísimo Miguel de Cervantes.

English (Fork) Latina