Tifón (mitología)

From Inciclopedia
Jump to navigation Jump to search
Afiche conmemorativo de Tifón, edición limitada para fans.

Tifón, Tifaón o Tifeo para los amigos, fue, según la mitología griega y demás fuentes científicas, un monstruo divino (divino por ser deidad, no por bonito) relacionado con los huracanes y, como no, los tifones. Fue el último hijo de Gea antes de que se operase para no tener más descendencia[1]. Por un tiempo fue el presidente de Grecia durante la etapa republicana en el Monte Olimpo, sin embargo fue derrocado por un golpe de Estado y Zeus fue devuelto al poder.

Origen[edit]

Ahí dice: Vota por Tifón para presidente.

Tifón nació de una diosa que nadie respetaba, Gea, y de un padre que no le gustaba tener hijos, Tártaro, como venganza de la madre Tierra contra los dioses en turno por haber hecho puré con sus hijos (titanes, gigantes, hecatónquiros y demás monstruosidades) y tenerlos encerrados en el infierno sin derecho a fianza. Sabiendo que la violencia era el único modo de conseguir la paz para siempre (?) Gea engendró a Tifón para que destronara violentamente a Zeus, así como Zeus lo hizo con Cronos y Cronos con Urano y Urano con Eidan, en una larga sucesión de disputas familiares por los terrenos de la abuela.

Fue enviado al mundo de los humanos desde pequeño para evitar las sospechas de los olímpicos, Tifón creció creyendo ser un humano en una aterrada familia de granjeros[2], desde niño notaba algo diferente en él, ya que mientras los otros infantes eran pequeños y podían usar zapatos, Tifón era un colosal y espeluznante monstruo alado, con pies formados por racimos de serpientes malhumoradas y no había mucho calzado que le quedara. Además no podía hacer cosas como tocar la flauta o simplemente pinchar un cremoso pastel por travesura, pues sus dedos eran cabezas de dragones muy enfadadas.

Si en la actualidad nos encontrásemos con alguien que tiene mirada de lava ardiente, el poder de convocar inundaciones y terremotos, la capacidad de formar tornados con su trasero sus alas, sería un superhéroe o una estrella porno de cine, pero aquellos eran tiempos menos amistosos. Por ello Tifón se volvió solitario y pasaba la mayor parte de su tiempo en la biblioteca, hasta que fue reconocido por tener discursos elocuentes, ideas claras y dragones asesinos de sus manos que a veces se comían su almuerzo o a ellos mismos.

Tifonomaquia[edit]

Imagen negativa de Tifón destruyendo el santuario, bueno, sí lo hizo, pero no por malo.

En algún momento de su vida inventó la democracia que se quedó en el olvido porque su invento de guantes para manos de dragón había sido más exitoso. No sería hasta que su verdadera madre se presentó a ordenarle que tomara el Olimpo con sus vientos, terremotos, inundaciones y erupciones volcánicas, Tifón tuvo una mejor idea, tomaría el poder mediante el poder del pueblo, ya había vivido mucho tiempo con los humanos y de a poco llegaron a quererlo.

Convocó a una movilización pacífica hacia el Olimpo donde Zeus lo vería a lo lejos y se preguntó "¿quién es ese humano tan alto?", a lo que Hermes respondería "es un granjero que quiere que el puesto de rey del universo sea por votación". Cuentan los cronistas Zeus hizo lo que acostumbraba ante situaciones así y le lanzó un torrente de rayos destructores, sorprendentemente no fue carbonizado, a lo que el pueblo griego pensó que estaba fortalecido por el poder de la democracia sin imaginar que había nacido con un para rayos anti-Zeus®.

Luego de muchas marchas, represiones, sediciones, movilizaciones, acusaciones y masturbaciones, por fin los dioses olímpicos cedieron pensando que sería divertido ver cómo los griegos los elegirían a ellos, flamantes y hermosos (y depravados), sobre el feo monstruo. Las votaciones se llevaron a cabo y como ya te imaginas, ganó Tifón por lo que se volvería en el primero y único presidente del Olimpo hasta la fecha. Llevaba lluvia a las sequías, llevaba calor a los friolentos, llevaba terremotos a... A los que necesitaran terremotos, y, sobre todo, llevó a la cárcel a Zeus por corrupción (¿bromeas? El sinónimo de Zeus es la corrupción), los demás dioses escaparon a Egipto donde adquirieron falsas identidades como Osiris, Anubis o Moisés, entre otros dioses egipcios, para evadir la justicia.

Así pasó un tiempo hasta que Hermes y Pan sobornaron a los jueces y al Senado, las juezas Moiras entregaron un amparo a Zeus para que pudiera salir de la cárcel y le fueran devueltos los tendones de su cuerpo (quitar los tendones a las personas eran un método muy griego de asegurarse que los presos no escaparan) y además las mismas Moiras envenenaron a Tifón con un veneno anti-anti-Zeus, para que los rayos ahora sí lo afectaran.

Tifón fue derrotado en un rápido golpe de Estado por los dioses olímpicos y puesto en prisión bajo el Monte Edna.

Vida posterior[edit]

Como a todo buen enemigo de Zeus, este se inventó un método lo más irrisorio y/o cruel que se le ocurriera en ese momento[3]. Así que, como su nombre era referente a tornados, qué mejor que encerrarlo en un volcán (?)[4]. Por ser hijo de la abuela de Zeus, este fue obligado por ella a darle, si quería darle un volcán, el mejor volcán que tenía disponible y desocupado. Pero Zeus odiaba con el alma al pobre Tifón, por lo que usó su inteligencia[cita requerida] para hacerle una jugarreta: eligió para encerrarlo el Monte Edna, un volcán precioso, con playas paradisíacas y unas vistas espectaculares, pero que también era una de las fraguas más usadas de Hefesto, por lo que la verdadera condena de Tifón sería vivir hasta el fin del mundo escuchando los molestos martillazos y sonidos de fraguas del taller de encima, sin poder usar ni siquiera una alfombra para disminuir el ruido un poco. ¿Diabólico no?

Su prole[edit]

El regreso de Tifón a finales de los 80s fue muy extraño.

En medio de todo el conflicto con Zeus, a pesar de que ambos estaban siendo lo más crueles y bizarros que podían entre sí, eso no le impidió a Tifón, en una escena que serviría de inspiración para el arco amoroso en Espartaco de Kubrick, encontrar el amor (ustedes imagínense que cosa estaba buscando Tifón) con la bella-para-los-estándares-de-esa-época y seductora Equidna. Mientras que él era un monstruo gigante con alas de murciélago, ella era una ninfa bella y graciosa con cola de serpiente del torso para abajo, por lo que eran el uno para el otro. Así, en el poco tiempo que estuvieron juntos durante el altercado con los dioses, tuvieron hijos como si no hubiera mañana[5], hasta que los separó el destino y su crueldad. Así, nacieron los hijos, siendo todos una panda de monstruos (en el sentido literal y figurado), trayéndole diversos problemas económicos a Tifón, que derivaron finalmente en que él y Equidna sean separados en la corte.

Todos sus hijos son:

  • Cerbero: El perro gigante de tres cabezas al que le gusta comer zombies, almas, y otras cosas asquerosas. Según Ovidio, de un problema con que su dueño, Hades, era anti-vacunas, se trajo el cáncer al mundo. No se conoce la posición que usaron un gigante medio serpiente y una mujer medio serpiente para hacer un perro, por lo que según los conspiranoicos Tifón no era el padre.
  • Ortos: Otro perro, supuestamente también hijo de Tifón, pero, para variar un poco, esta vez de solo dos cabezas[6]. Su dueño fue Atlas (el pseudoerudito que cargaba un globo terráqueo a todas partes), pero este lo abandonó porque no sabía cómo controlar a los piojos, por lo que se lo dió a Gerión (un humano3), quien lo mantuvo hasta la muerte de los cuatro (Gerión, un pastor que pasaba por ahí, la cabeza 1 de Orto y la cabeza 2) a manos de Heracles.
  • Quimera: Una cosa rara.
  • La Hidra de Lernea: Un monstruo semiacuático ctónico con forma de serpiente policefálica (palabras en idioma nerd para decir que era una serpiente con muchas cabezas) que vivía en los pantanos de Lernea, donde vivía en una acogedora cueva, hasta que fue asesinada por Heracles y su sobrino/pareja Yolao. Era la única que tenía remotas posibilidades de ser hija de Tifón, aunque según los amarillistas era realmente hija de Ortos con su madre. Nada fuera de lo común en Grecia.
  • Lado grande: También llamado "Ladón". Era un dragón de cien cabezas (clara herencia genética de su padre) que era el encargado de cuidar las manzanas de las Hespérides, para lo cual tenía implantada una alarma y un sistema antibombasladrones. No le sirvió de nada y lo mató, cómo no, Heracles.
  • El Águila de los Estados Unidos: Un águila monstruosa a la que le gustaba comerle el hígado a los que luchaban por los humanos. Aprendió esa costumbre de cuando hacía lo mismo con Prometeo.
  • El Dragón de la Cólquida: Un dragón que gustaba de vaguear sobre la lana mágica de los carneros dorados. No lo mató nadie, todo lo contrario, lo mató Jason.[7]
  • La cerda de Cromión: La pesadilla de los vegetarianos.

Además de esos, están los hijos que tuvo Ortos con su madre y que fueron reconocidos como hijos de Tifón, aunque la prensa rosa liderada por Hesíodo descubrió su verdadera procedencia.

  • La Esfinge: Una estatua en Egipto.
  • El León de Nemea: Un león que vivía en la región de Nemea y que comía ovejas, porque era un león muy raro. Era blindado y fue concebido como la primera máquina de guerra.[8] Lo mató Heracles usando la técnica de Jonás (escena clasificada para +18).

Notas[edit]

  1. Según otras fuentes le llegó la menopausia, pero nadie quiere a Homero como para tomárselo en serio
  2. Un día llegó una monstruosa cigüeña con el gigante envuelto, y creyeron que así se tenían hijos
  3. Se dice que él creó la División infernal de castigos irónicos original
  4. Esa es la prueba de que los griegos no eran tan inteligentes como se pensaba
  5. Hesíodo cita esto como una de las causas de que Tifón estuviera tan cansado en el enfrentamiento final con Zeus
  6. Nunca faltaban las comparaciones con su hermano mayor, pero él se lo tomaba con humor y decía "la tercera es la vencida"
  7. Jason Vorhees, de Viernes 13. Lo mató en una de las secuelas noventeras que tomaban lugar en la Grecia Clásica. Es considerado canon, tanto por la saga de Viernes 13 como por el ministerio de cultura de Grecia
  8. En los 70's Estados Unidos los empezó a producir en masa

Véase también[edit]